El choque, sin ser de un fútbol brillante, tuvo emoción hasta el final al no cerrar los dianenses el partido pese a tener oportunidades para hacerlo.

Un golazo de Panucci en el lanzamiento de un golpe franco al borde del área fue lo mejor de un partido que no ofreció un fútbol brillante pero donde el Dénia fue mejor y acabó ganando por 0 a 1.
El Pego comenzó nervioso el partido pues no encontraba la manera de crear fútbol ante un Dénia con las idéas más claras y mejor asentado en el terreno de juego del campo del Cervantes.
Los hombres que dirige Jesús Moratal fueron los que llegaron a las inmediaciones de Gómez con cierta facilidad. Las primeras oportunidades no tardaron en llegar para los groguets. La primera la tuvo Ferrán que remató de cabeza el balón y lo sacó un defensa en la misma línea de gol. En la continuación de esa jugada, el balón le llegó a Paco quien disparó y el balón se estrelló en el travesaño de la portería de Gómez.
A la tercera no perdonó el conjunto dianense. En el minuto 17, en una falta desde la frontal, Panucci se sacó un espléndido lanzamiento ante el cual Gómez nada pudo hacer. El gol del Dénia despertó al Pego, que comenzó a hacerse con el dominio del juego aunque sin llegar con demasiado peligro sobre la portería defendida por Maxi. El Dénia se marchó al descanso con ventaja en el marcador por 0 a 1.
En el comienzo de la segunda parte, los locales volvieron a estar a merced de un Dénia que tuvo ocasiones para haber sentenciado el choque. Faye se emborrachó de balón y después de haber realizado varios regates dentro del área, no acertó a definir ante la salida de Gómez.
El entrenador pegolino, Adrián Ferrándis, buscó soluciones en ataque para su equipo. Dio entrada a Giovanni retirando a Mati, un jugador que paso desapercibido en este encuentro. Poco a poco fueron los locales los que comenzaron a tener más tiempo el esférico.
Los dianenses lo basaron todo en un juego de contraataque. Manu tuvo otra ocasión clara para haber sentenciado el choque, le cayó un balón dentro del área y tampoco supo definir cuando lo tuvo todo a favor para marcar.
El Pego con un juego directo consiguió encerrar al Dénia en su propia área. Hubo poco juego y fue a base de jugadas a balón parado o desplazamientos largos en busca de la segunda jugada.
De esta forma, el Pego tuvo el empate en un disparo de Rober Serrano que Maxi detuvo, y en un remate de Carles que sacó un defensa visitante en la misma línea de gol.
El Dénia aguantó las embestidas locales y se llevó tres puntos muy importantes en su lucha por la promoción al ganar por 0 a 1.
Tras este partido, los dianenses recibirán este domingo la visita del Castellonense, que es el farolillo rojo de la competición, con lo que se presume que sumará tres puntos más y seguirá con las opciones de poder estar en la promoción de ascenso.

Fuente: Las Provincias