Un gol olímpico de Gervasio (en la foto) en el minuto 90 sirvió para que el Dénia lograra un punto en un partido que tenía prácticamente perdido. Los locales se adelantaron en el marcador y pudieron sentenciar con varias ocasiones muy claras. El Boca Catarroja, que ya consiguió vencer en el Diego Mena de Dénia, recibía a un Dénia que venía de perder sus dos últimos partidos como local y que visitaba el Mundial 82 con la intención de resarcirse de su mala racha. Una tangana acabó con Faye sangrando y expulsado al igual que el mister Moratal.

Fuente: Radio Dénia